-Me produces contracciones ventriculares prematuras.
-...¿Qué?
-Haces que se me acelere el corazón.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Avenida del Tibidabo, 32, Barcelona.

El laberinto de los espíritus - Carlos Ruíz Zafón